Marjorie Stewart Joyner (1896-?) y la máquina para hacer permanentes


Marjorie Stewart Joyner (1896-?) y la máquina para hacer permanentes
Marjorie Joyner era empleada de la Walker Company
cuando inventó una máquina para rizar el pelo que
fue patentada en 1928. La máquina de rizar se hizo
popular entre las mujeres blancas ya que podían tener
rizos más duraderos. Marjorie Joyner se convirtió en
una gran figura dentro de la Walker Company, aunque
nunca se benefició directamente de su invención.
Fuente: Mujeres Inventoras
Raquel Barcos Reyero
Eulalia Pérez Sedeño
http://inventors.about.com/ library/ blwomeninventors.htm   

Vargas, Getúlio : Político brasileño

Vargas, Getúlio  :  Político brasileño (1883-1954). Presidente de la Republica tras el golpe de estado de 1930, fue confirmado en su cargo en 1934 y, en 1937, se adjudicó poderes dictatoriales. Dimitió en 1945. Elegido en 1950, fue obligado a dejar el poder en 1954 y se suicidó

Vargas, Luis de  :  Pintor español (1502-1568). Obras: retablo del Nacimiento (catedral de Sevilla); retablo de la Generación temporal de Cristo, más conocido por «la Gamba» (catedral de Sevilla)

Varona, Enrique José  :  Pensador, escritor y político cubano (1849-1933). Militante de la lucha nacional, redactó el manifiesto Cuba contra España (1895). Dirigió el periódico Patria, fundado por Martí. Fue vicepresidente de la Republica (1913-1917)


Varrón, Marco Terencio  :  Erudito latino (116-27 a. C.). De su copiosa prod., que se extiende a todos los campos del saber, sólo se conserva el tratado De re rustica

Vasari, Giorgio  :  Arquitecto, pintor y escritor italiano (1511-1574), construyó el palacio de los Uffizi (Florencia). Autor de Vidas de los más insignes pintores, escultores y arquitectos


Darwin, la biografía TEORÍA DE LA EVOLUCIÓN POR SELECCIÓN NATURAL


Darwin, la biografía
TEORÍA DE LA EVOLUCIÓN POR SELECCIÓN NATURAL
Darwin se topó por primera vez con la idea de la selección natural en 1838 tras leer un libro de Tomas Malthus, un clérigo y economista político de principios del siglo XIX. Se dio cuenta de un concepto interesante: que los miembros de una especie varían ligeramente con respecto a los demás y de que podía haber selección entre los descendientes. Más tarde Darwin también se quedó asombrado del trabajo del naturalista inglés Alfred Wallace y su teoría sobre la tendencia de las variaciones a alejarse indefinidamente del tipo original. Todo ello ayuda a Darwin a desarrollar su TEORÍA:
Evolución significa cambio. Los animales y plantas cambiaban con el tiempo y era la naturaleza la encargada de la selección.
Reproducción. Los descendientes son semejantes a los padres y distintos a otras especies.
Demasiada descendencia. No todos los hijos sobreviven.
Variación. No todos los hijos son iguales y varían con el paso de las generaciones.
Selección natural. La vida es una lucha, para hallar alimento, espacio vital, pareja y otros elementos esenciales. Hay rasgos que pueden ayudar a esta lucha, éstos hacen que el individuo esté más adaptado al entorno y mejoran sus oportunidades para sobrevivir y reproducirse.
Herencia. Si se hereda un rasgo útil la descendencia del animal o planta también lo tendrá y le ayudará a sobrevivir.
Evolución. Tras largos periodos de tiempo los rasgos de una especie son más comunes en ésta y se produce un cambio en dicha especie.
El origen de las especies. Las especies más fuertes y mejor adaptadas a su entorno sobreviven, las más débiles se extinguen. Las especies se encuentran en continua evolución y adaptación al medio.
DARWIN EN LA ACTUALIDAD
Hace 200 años que nació Darwin y 150 desde la publicación de “El origen de las especies”. No le fue fácil escribir su enorme obra, en su época fue un escándalo. Darwin le dedicó muchísimo más tiempo a las consecuencias morales de sus ideas que a desarrollarlas, provocándole una crisis moral.
En pleno siglo XXI a Darwin le han vuelto a salir enemigos: los creacionistas. Aquellos que piensan que la evolución no basta para explicar el exquisito diseño de la vida. Dicen que estamos aquí desde hace poco tiempo, que los fósiles son recientes y que el mundo es producto de un diseño inteligente…
Es cierto que los trabajos e ideas de Darwin necesitan una revisión y puesta al día, dado que éste no sabía sobre el ADN, ni del papel de la genética en su árbol de la vida. Actualmente los biólogos dibujan un árbol mucho más complejo que el de Darwin. La biología molecular y la genómica ahora demuestran que el concepto de Darwin de un desarrollo vertical era un error. Más que un árbol la evolución parece una tela de araña.
El bicentenario del nacimiento de Darwin va a servir para debatir la evolución y defender su enseñanza en las aulas. Sobre todo porque es la idea más brillante que el pensamiento occidental ha podido concebir. Todos los estudiantes tienen derecho a conocer la grandeza de esta percepción de la vida, con una naturaleza cambiante, en constante modificación, mediante la selección natural. En este sentido Darwin es superior a Newton, pues éste interpretó la materia inerte, mientras que Darwin ofrece una explicación coherente a todo el universo orgánico de células y huesos.
Es de la esencia de la vida de lo que hablamos y seguiremos hablando de ella a pesar de los obstáculos. Confiemos en el día en que la evolución no sea sólo ciencia y nada más. No dejaremos de lado las cuestiones filosóficas o morales, pero hay que debatirlas desde la libertad que da el verdadero conocimiento.
BIBLIOGRAFÍA
1. Charles Darwin y la evlución (Celeste Editores SA, 1992)
2. El origen de las especies, Richard E. Leakey (Ediciones del Serbal SA)
3. Darwin. La expedición en el Beagle (1831-1836) Alan Moorehead (Ediciones Serbal SA)
4. El árbol de la vida, Peter Sís (Rquer editorial)
Otras informaciones:
5. Artículo de revista Tribuna, Darwin y su bicentenario, Mario García Bartual (paleontólogo y divulgador científico) por Internet.

6. Artículo revista Telecable, marzo 2009 de Esteban Sánchez-Ocaña.

Biografia de Darwin EXPEDICIÓN EN EL BEAGLE


Biografía de Darwin
EXPEDICIÓN EN EL BEAGLE
El viaje del Beagle duró casi cinco años, zarparon desde la bahía de Plymouth el 27 de diciembre de 1831 y llegaron a Falmouth el 2 de octubre de 1836. En este viaje el trabajo de Darwin era recolectar especímenes de plantas, animales, rocas y fósiles y redactar informes y notas sobre cada lugar que visitaban. Poco a poco, Darwin iba enviando sus hallazgos a Cambridge.
Cruzaron el Atlántico hacia Sudamérica. Al llegar a Brasil quedó asombrado por la selva tropical. Allí encontró un fósil de la cabeza de un perezoso y en el Patagonia descubrió otro fósil de una especie de llama. A Darwin le empezaron a surgir preguntas de cómo se había extinguido el perezoso gigante y la enorme llama, y buscaba la relación entre estas especies y las especies ordinarias que todavía vivían en Sudamérica.
En el extremo de Sudamérica, en Tierra del Fuego, Darwin observó a los nativos y escribió: “la naturaleza ha adaptado a los habitantes de Tierra del Fuego al clima y a los productos de su mísero país”. Ésta fue la primera referencia sobre cómo cambiaban o se adaptaban los seres vivos (en este caso humanos) a su entorno.
La expedición en el Beagle continuó y en Chile el 20 de febrero de 1835 aconteció un gran terremoto con el que pudo contemplar los terribles estragos causados y observó los indicios de un levantamiento del terreno, y supuso que los cambios catastróficos producidos por el terremoto podrían estar relacionados con la transformación de las plantas y animales.
En 1835 el Beagle partió hacia unas pequeñas islas llamadas Islas Galápago. Allí se quedó asombrado de la cantidad de nuevas especies que había y de la gran variedad.
En cada una de las islas que constituyen el archipiélago de las Galápago había un tipo propio de cada animal.
Particularmente a Darwin le interesaron mucho unos pájaros, los pinzones. Las 13 especies de pinzones de las Galápago no viven en ningún otro lugar, cada una tiene un determinado pico adaptado al alimento que come:
1.- El pinzón de tierra tiene un pico triturador para romper duras semillas.
2.- El pinzón pequeño de tierra tiene un pico menor adecuado para romper pequeñas semillas duras.
3.- El pinzón de los cactus tiene un pico largo para extraer las semillas y el néctar de los cactus.
4.- La curruca tiene un pico largo y fino para apresar insectos.
Estos pinzones son un ejemplo típico de la evolución, se cree que procedentes de Sudamérica fueron arrastrados a las islas Galápago por una tormenta. La especie original evolucionó y dio lugar a numerosas especies diferentes.
El Beagle siguió su investigación hasta Tahití, más tarde zarpó hacia Nueva Zelanda donde se estremeció al ver las terribles condiciones en que vivían los nativos, ya que los colonos ingleses los habían hecho esclavos.
En el océano Índico, Darwin elaboró una teoría cerca de la formación de los arrecifes y atolones de coral.
El 2 de octubre de 1836 el Beagle regresó a Falmouth. Sin duda este viaje ha sido el mayor acontecimiento en la vida de Darwin y con toda la información obtenida y el material recopilado prosiguió sus investigaciones sobre la idea de la evolución y de que las especies no eran fijas e inmutables, hasta formar su teoría sobre la evolución y la selección natural, plasmada en su gran libro “El origen de las especies”, publicado el 24 de noviembre de 1859.
Fuente: BIBLIOGRAFÍA
1. Charles Darwin y la evlución (Celeste Editores SA, 1992)
2. El origen de las especies, Richard E. Leakey (Ediciones del Serbal SA)
3. Darwin. La expedición en el Beagle (1831-1836) Alan Moorehead (Ediciones Serbal SA)
4. El árbol de la vida, Peter Sís (Rquer editorial)
Otras informaciones:
5. Artículo de revista Tribuna, Darwin y su bicentenario, Mario García Bartual (paleontólogo y divulgador científico) por Internet.

6. Artículo revista Telecable, marzo 2009 de Esteban Sánchez-Ocaña.

Steve Jobs. La biografía El público no quedó muy impresionado


Steve Jobs. La biografía
El público no quedó muy impresionado. El Apple contaba con un microprocesador de saldo, no el Intel 8080. Sin embargo, una persona importante se quedó para averiguar más acerca del proyecto. Se llamaba Paul Terrell, y en 1975 había abierto una tienda de ordenadores, a la que llamaba The Byte Shop, en el Camino Real, en Menlo Park. Ahora, un año después, contaba con tres tiendas y pretendía abrir una cadena por todo el país. Jobs estuvo encantado de ofrecerle una presentación privada. «Échale un vistazo a esto —le indicó—, seguro que te encanta». Terrell quedó lo bastante impresio como para entregarles una tarjeta de visita a Jobs y a Woz. «Seguiremos en contacto», dijo.
«Vengo a mantener el contacto», anunció Jobs al día siguiente cuando entró descalzo en The Byte Shop. Consiguió la venta. Terrell accedió a pedir cincuenta ordenadores. Pero con una condición: no solo quería circuitos impresos de 50 dólares para ser comprados y montados por los clientes. Aquello podría interesar a algunos aficionados incondicionales, pero no a la mayoría de los clientes. En vez de eso, quería que las placas estuvieran completamente montadas. A cambio, estaba dispuesto a pagarlas a 500 dólares la unidad, al contado y al recibo de la mercancía.
Jobs llamó de inmediato a Wozniak a Hewlett-Packard. «¿Estás sentado?», le preguntó. Él contestó que no. Jobs procedió, no obstante, a informarlo de las noticias. «Me quedé alucinado, completamente alucinado —recordaba Wozniak—. Nunca olvidaré aquel momento».
Para entregar el pedido, necesitaban cerca de 15.000 dólares en componentes. Allen Baum, el tercer bromista del instituto Homestead, y su padre accedieron a prestarles 5.000 dólares. Jobs trató además de pedir un préstamo en un banco de Los Altos, pero el director se le quedó mirando y, como era de esperar, denegó el crédito. A continuación se dirigió a la tienda de suministros Haltek y les ofreció una participación en el capital de la empresa a cambiode las piezas, pero el dueño pensó que eran «un par de chicos jóvenes y de aspecto desaliñado» y rechazó la oferta. Alcorn, de Atari, podía venderles los chips únicamente si pagaban al contado y por adelantado. Al final, Jobs consiguió convencer al director de Cramer Electronics para que llamara a Paul Terrell y le confirmara que, en efecto, se había comprometido a realizar un pedido por valor de 25.000 dólares. Terrell se encontraba en una conferencia cuando oyó por uno de los altavoces que había una llamada urgente para él (Jobs se había mostrado insistente). El director de Cramer le dijo que dos chicos desaliñados acababan de entrar en su despacho agitando un pedido de la Byte Shop. ¿Era auténtico? Terrell le confirmó que así era, y la tienda accedió a adelantarle treinta días las piezas a Jobs.
EL GRUPO DEL GARAJE
La casa de los Jobs en Los Altos se convirtió en el centro de montaje de las cincuenta placas del Apple I que debían ser entregadas en la Byte Shop antes de treinta días, que era cuando debían realizar el pago de los componentes empleados. Se reclutaron todas las manos disponibles: Jobs y Wozniak, pero también Daniel Kottke y su ex novia, Elizabeth Holmes (huida de la secta a la que anteriormente se había unido), además de la hermana embarazada de Jobs, Patty. La habitación vacía de esta última, el garaje y la mesa de la cocina fueron ocupados como espacio de trabajo. A Holmes, que había asistido a clases de joyería, se le asignó la tarea de soldar los chips. «La mayoría de ellos se me dieron bien, pero a veces caía un poco de fundente sobre alguno», comentó. Aquello no agradaba a Jobs. «No podemos permitirnos perder ni un chip», le recriminó acertadamente. La reasignó a la labor de llevar las cuentasy el papeleo en la mesa de la cocina, y se dispuso a realizar las soldaduras él mismo. Cada vez que completaban una placa, se la pasaban a Wozniak. «Yo conectaba el circuito montado y el teclado en el televisor para comprobar si funcionaba —recordaba—. Si todo iba bien, lo colocaba en una caja, y si no, trataba de averiguar qué pata no estaba bien metida en su agujero».
Paul Jobs dejó de reparar coches viejos para que los chicos de Apple pudieran disponer de todo el garaje. Colocó un viejo banco de trabajo alargado, colgó un esquema del ordenador en el nuevo tabique de yeso que había construido y dispuso hileras de cajones etiquetados para los componentes. También construyó una caja metálica bañada con lámparas de calor para que pudieran poner a prueba los circuitos, haciéndolos funcionar toda la noche a altastemperaturas. Cuando se producía un estallido de cólera ocasional, algo que no era infrecuente en el caso de su hijo, Paul Jobs le transmitía su tranquilidad.
«¿Cuál es el problema? —solía decir—. ¿Y a ti qué mosca te ha picado?». A cambio, les pedía de vez en cuando que le devolvieran el televisor, que era el único que había en casa, para poder ver el final de algún partido de fútbol. Durante alguno de esos descansos, Jobs y Kottke salían al jardín a tocar laguitarra.
A su madre no le importó perder la mayor parte de su casa, llena de montones de piezas y de gente invitada, pero en cambio le frustraban las dietas cada vez más quisquillosas de su hijo. «Ella ponía los ojos en blanco ante sus últimas obsesiones alimentarias —recuerda Holmes—. Solo quería que estuviera sano, y él seguía realizando extrañas afirmaciones como “soy frutariano y solo comeré hojas recogidas por vírgenes a la luz de la luna”».
Después de que Wozniak diera su aprobación a una docena de circuitos montados, Jobs los llevó a la Byte Shop. Terrell quedó algo desconcertado. No había fuente de alimentación, carcasa, pantalla ni teclado. Esperaba algo más acabado. Sin embargo, Jobs se le quedó mirando fijamente hasta que accedió a aceptar el pedido y pagarlo.
A los treinta días, Apple estaba a punto de ser rentable. «Éramos capaces de montar los circuitos a un coste menor de lo que pensábamos, porque conseguí un buen acuerdo sobre el precio de los componentes —recordaba Jobs—, así que los cincuenta que le vendimos a la Byte Shop casi cubrieron el coste de un centenar completo». Ahora podían obtener un gran beneficio al venderles los restantes cincuenta circuitos a sus amigos y a los compañeros del Homebrew Club.
Elizabeth Holmes se convirtió oficialmente en la contable a tiempo parcial por 4 dólares la hora, y venía desde San Francisco una vez a la semana para tratar de averiguar cómo trasladar los datos de la chequera de Jobs a un libro de contabilidad. Para parecer una auténtica empresa, Jobs contrató un servicio de contestador telefónico que después llamaba a su madre para transmitirle los mensajes. Ron Wayne dibujó un logotipo basándose en las florituras de los libros ilustrados de ficción de la época victoriana, donde aparecía Newton sentado bajo un árbol y una cita de Wordsworth: «Una mente siempre viajando a través de extraños mares de pensamientos, sola». Era un lema bastante peculiar: encajaba más en la imagen que el propio Ron Wayne tenía de sí mismo que en Apple Computer. Es probable que la descripción de Wordsworth de los participantes en la Revolución francesa hubiera sido una cita mejor:
«¡Dicha estar vivo en ese amanecer, / pero ser joven era el mismo cielo!». Tal y como Wozniak comentó después con regocijo, «pensé que estábamos participado en la mayor revolución de la historia, y me hacía muy feliz formar parte de ella».
Woz ya había comenzado a pensar en la siguiente versión de la máquina, así que empezaron a llamar a aquel modelo el Apple I. Jobs y Woz iban recorriendo el Camino Real arriba y abajo mientras trataban de convencer a las tiendas de electrónica para que lo vendieran. Además de las cincuenta unidades comercializadas por la Byte Shop y de las cincuenta que habían vendido personalmente a sus amigos, estaban construyendo cien más para tiendasal por menor. Como era de esperar, sus impulsos eran contradictorios: Wozniak quería vender los circuitos por el precio aproximado que les costabafabricarlos, mientras que Jobs pensaba en sacar un claro beneficio. Jobs se salió con la suya. Eligió un precio de venta tres veces mayor de lo que costaba montar los circuitos, además de fijar un margen del 33 % sobre el precio de venta al por mayor de 500 dólares que pagaban Terrell y las otras tiendas. El resultado era de 666,66 dólares. «Siempre me gustó repetir dígitos —comentó Wozniak—. El número de teléfono de mi servicio de chistes pregrabados era el 255-6666». Ninguno de ellos sabía que en el Libro de las Revelaciones el 666 era el «número de la bestia», pero pronto tuvieron que enfrentarse a varias quejas, especialmente después de que el 666 apareciera en el éxito cinematográfico de aquel año, La profecía. (En 2010 se vendió, en una subasta en
Christie’s, uno de los modelos originales del Apple I por 213.000 dólares.)
Fuente: Steve Jobs. La biografía
Walter Isaacson
Traducción de
David González-Iglesias González/Torreclavero

www.megustaleer.com

Weber, Ernst Heinrich

Weber, Ernst Heinrich  :  Fisiólogo y psicólogo alean (1795-1878), hermano de Wilhelm Eduard. Enunció una ley según la cual entre las variaciones de intensidad del estímulo y las variaciones de la intensidad de la sensación existe una relación constante (ley de Weber-Fechner)

Weber, Karl Maria von  :  Compositor, director de orquesta y pianista al. (1786-1826). Es el primero cuya obra íntegra se expresa en el lenguaje netamente al. y romántico que más tarde caracterizó a Schumann y Brahms. Óperas: Abu Hassan, Preciosa, El cazador furtivo, Euryanthe, Oberón (en las que aparece ya muy concreto el leitmotiv)

Weber, Max  :  Economista y sociólogo alean (1864-1920), autor de ensayos de historia economia y de sociología de la historia. En su obra La ética protestante y el espíritu del capitalismo estudia las relaciones entre las formas económicas y políticas y las creencias religiosas


Weber, Wilhelm Eduard  :  Fís. alemán (1804-1891), hermano de Ernst Heinrich. Introdujo el sistema absoluto de medidas electromagnéticas. En su honor se llamó - a la unidad de flujo magnético


Webern, Anton  :  Compositor austriaco (1883-1945), discípulo de Schönberg. Produjo poco más de 30 obras de corta dimensión

Personajes del mundo: Calvino, Juan : Teólogo francés

Callas, María  :  Seudónimo de la soprano griega María Kalojéropulos (1923-1977). Una de las más notables intérpretes del repertorio operístico it., particularmente dotada para los papeles dramáticos.

Calomarde, Francisco Tadeo  :  Político español (1773-1842). Absolutista, persiguió a los liberales (1823-1832) y se puso de parte de Don Carlos en el pleito sucesorio

Calvin, Melvin  :  Químico estadounidense (1911-1997), autor de investigaciones sobre la fotosíntesis. Premio Nóbel de Química 196

Calvino, Italo  :  Novelista italiano (1923-1985), de ideología socialista. Alterna el realismo con la fantasía lírica. El sendero de los nidos de araña, El barón rampante


Calvino, Juan  :  Teólogo francés  (1509-1564); siguió estudios humanísticos y obtuvo beneficios ecl. De posiciones erasmistas pasó al luteranismo (1533), por lo que hubo de exiliarse de Francia. Asumió un papel importante en la Iglesia reformada de Ginebra; expulsado de la c. por su rígida tendencia teocrática, la impuso a su regreso (1541), durante su prolongado gobierno. Fue el iniciador de la rama de la Reforma que se llama calvinismo. Institutio christianae religionis

Pedro Vargas

Jose Arcesio en Dailymotion: https://dailymotion.com/josearcesio Pedro Vargas Pedro Vargas Mata (San Miguel de Allende, 29 de abril d...